De parábolas y videojuegos

… y otro estudiante le pregunta al maestro cuándo en la vida va a necesitar saber cómo dibujar un parábola, aún cuando esconde bajo su butaca un juego de dibujar parábolas que ha tenido ganancias multimillonarias.

- Vihart

Y sí, ese juego sobre dibujar parábolas es Angry Birds. Y esa cita la acabo de escuchar en el video más reciente de Vihart, Connecting Dots. Sus videos siempre son geniales, reflexionando sobre la manera en que las matemáticas son enseñadas en la escuela (haciendo que la mayoría de los alumnos se aburran y empiecen a hacer dibujitos en sus cuadernos), sólo que los dibujos de ella son asombrosos. Definitivamente vale la pena darle una repasada a sus videos.

vihart-angry-birds

En mi ‘experiencia educativa’ yo nunca he aprendido algo en el tiempo en el que lo debería de aprender. Por ejemplo, en secundaria aprendí trigonometría ‘hay-nomás-para-pasar’, luego que tuve que usar trigonometría para resolver problemas de estática y dinámica me di cuenta que nunca aprendí bien. Es hasta que le encuentras un uso a toda esa teoría cuando realmente aprendes. Pero algunos maestros nunca le han hallado ese uso a la teoría que ellos mismos enseñan, es casi imposible entender algo que no sabemos para que sirve.

Por algunas extrañas razones (creo que no lo puedo evitar) he creado algunos videojuegos muy muy sencillos, pero créanme que hasta el videojuego más sencillo que involucre movimiento requiere de comprender las leyes de Newton y la trigonometría por lo menos. Porque ¿qué es un videojuego sino un simulador de la física de nuestro universo? ¿quieres que Mario brinque? simula una fuerza de despegue y una fuerza de gravedad que lo regrese, ¿quieres que Sonic corra? define su aceleración, luego calcula su velocidad para al fin saber su posición en cada instante del tiempo, ¿quieres destruir un chiquero disparando un pájaro con una resortera? obtén el ángulo de disparo y la fuerza que le aplica la resortera al pajarillo, y calcula la parábola que debe seguir en su trayectoria hacia la venganza.

Todos conocemos la tabla periódica, esa tabla donde los científicos han clasificado todos los elementos químicos que existen. Cuando recién se empezó a distinguir entre unos elementos y otros, y de entre ellos y los compuestos, no se sabía que todo este desorden de elementos están construidos en realidad por sólo tres partículas: protones, neutrones y electrones. La tabla se empezaba a llenar cada vez más y los científicos lo único que podían hacer era clasificar los elementos de acuerdo a sus propiedades y ponerle diferente colores a las columnas. Sin embargo, con el descubrimiento del modelo atómico, la clásica pregunta ¿qué somos?, ¿de qué estamos hechos nosotros y el universo? dejó de ser respondida como “estamos hechos de carbono, hidrógeno, nitrógeno, azufre y fósforo”, y se simplificó a “TODO está hecho de protones, neutrones y electrones”.

Sin embargo la curiosidad animó al gato a colisionar un protón con otro protón, y el gato descubrió un mundo de nuevas partículas sub-atómicas. Ahora los científicos vuelven a hacer su mejor esfuerzo en clasificar estas nuevas partículas, pero entre quarks, antiquarks, bosones y muones, la verdad es que todo luce demasiado complicado. Lo raro es que este modelo, llamado Modelo estándar de física de partículas, funciona para describir todos los fenómenos de nuestro universo, o bueno, casi todos (te estoy viendo a tí gravedad).

Lo que esperamos hoy es que alguien de repente nos diga “hey, si está muy bonito su modelo estándar y todo, pero miren, en realidad todas estas partículas están hechas de x”; tal y como pasó con los elementos y los átomos. Y hasta ahora el mejor candidato para hacer esto es la teoría de cuerdas, que nos dice que una sola partícula puede vibrar de diferentes maneras para adquirir diferentes propiedades, así como una cuerda de una guitarra (u otro instrumento) puede vibrar de varias formas para crear diferentes notas musicales.

¿Y tú cómo sabes? (esa es la pregunta favorita de mi sobrino, y debería ser la de todos). Yo solo escribo esto porque es lo que me quedé pensando después de ver esta fantástica lección de Michio Kaku, uno de los más reconocidos físicos teóricos de nuestra época.

Dura 42 minutos, pero de verdad que vale la pena tomarse el tiempo para verlo. Está en inglés pero no creo que tarden mucho para ponerle subtítulos. Y aunque el video lo acaban de subir, se nota que ya tiene un rato de haberse grabado (menciona que se está construyendo el LHC).

Los microondas no tuestan las tortillas

No se para ustedes, pero para mí, la tortilla de maíz perfecta es la que se calienta hasta que esté ligeramente tostada (lo suficiente blanda como para hacerla rollito, pero bastante tostada como para que cruja cuando la muerdes); admito que no he hecho mucha experimentación, pero según yo, los microondas no tuestan las tortillas, o al menos no lo hacen cuando las meten todas juntas en una pila.

El microondas es una de esas muchas cosas que se inventaron por ‘accidente’ pero supongo que una vez perfeccionado y adaptado a las necesidades domésticas, se promocionaría como el estufa-killer, es decir, el ‘tan esperado’ artefacto que reemplazaría la estufa en todos los hogares. Antes todo mundo tenía una estufa; ahora todo mundo tiene una estufa y un microondas, ¡y seguimos cocinando las mismas cosas!

Yo sé que si una cantidad suficiente de gente lee este post, habrá en los comentarios una larga lista de cosas que se pueden hacer en el microondas  y en la estufa no, pero de todos modos este blog sólo lo leemos los webcrawlers y yo, así que ‘who cares’.

De cualquier forma el objetivo de esta plática tortillera es sacar a flote el tema de que (al menos para mí) hay tres tipos de innovación  tecnológica. La primera es la innovación que hace que añadas cosas a tus ‘necesidades’ sin añadir beneficios (o añadiendo muy pocos); en mi opinión el microondas entra en esta categoría. Y la verdad es que yo encuentro muy útil el microondas, gracias a él no me desnutro en tiempos escolares, pero siento que usar el microondas sólo aumenta la flojera que me da usar la estufa.

El segundo tipo de innovación también aumenta el número de artefactos que necesitas pero también incrementa tus beneficios. Aquí caen la mayoría de nuestros widgets, computadoras, celulares, cámaras, etc.

Y el tercer tipo en mi opinión es el mejor. Es el que aumenta tus beneficios pero en realidad disminuye el número de cachivaches rondando por tu casa. El ejemplo perfecto son los smartphones (de hecho cualqueir celular chafa te hace tirar un montón de cosas). Desde que tengo celular no he vuelto a comprar un reloj ni de pulsera ni de pared, tampoco ningún despertador. Nunca he necesitado comprar cámara fotográfica (cualquier no-aficionado a la fotografía tiene suficiente con 4Mp y un flash LED), ni ningún tipo de reproductor de música portátil; tampoco agendas, ni post-its, ni calendarios (a este punto ya sólo estoy viendo el menú de mi celular y escribiendo lo que hay ahí).

En fin, esto es en lo que piensa uno cuando está aburrido. Les dejo con el primer resultado decente de buscar en Google Images ‘tortilla de maíz calentada a la perfección’. Con todo el crédito para Mercado Calabajío.

Tortilla de maíz calentada a la perfección

I’m not dead, yet

Es raro como alguien puede perder una costumbre tan rápido, y es increíble lo difícil que es obtener esa costumbre de nuevo. A veces pienso que no es totalmente mi culpa el dejar este blog abandonado, porque esto de ‘los blogs’ ya no es lo que era antes; ahora la gente socializa en facebook, comparte links en twitter y comenta fotos de gatos en tumblr. Pero en realidad este blog nunca fue utilizado para nada de lo anterior, siempre fue un espacio donde podía descargar mis ganas de compartir las cosas nuevas que aprendía sin matar de aburrimiento a mis amigos o familiares, simplemente un registro de aquello que me diera la gana decir.

Hoy entré a mi blog y después de quitar la capa de polvo leí mi ¿slogan?… ‘rock, mecatrónica y tonterías’ y pensé “oigan, yo me paso todo el día escuchando rock, todo el periodo escolar estudiando mecatrónica y todos mis ratos libres haciendo tonterías, yo DEBERÍA saber que escribir aquí”. Así que así es como me decidí a empezar a escribir de nuevo (a buena hora, ya sólo me queda una semana de vacaciones) y no pretendo rendirme ante la procrastinación sin dar pelea.

Acabo de hacer clic en ‘Vista previa’ y este post se ve bastante feo sin una imagen, así que voy a dejar aquí una pista de lo que he estado haciendo en mis vacaciones.

Minecraft!

Lo nuevo en mi biblioteca: The Kills & Blood Red Shoes

En realidad a Blood Red Shoes los vengo escuchando desde hace algún tiempo y la verdadera nueva banda en mi biblioteca es The Kills, pero como ambas bandas son en realidad dúos me pareció buena idea ponerlas juntas.

The Kills

the kills
Compuesta por Alison Mosshart (Americana) y Jamie Hince (Británico) es un dúo de indie rock / garage rock que hace un poco de trampa porque tiene un tercer miembro: una caja de ritmos, pero lejos de ser una desventaja, ésto les da un toque de repetitividad y simplicidad muy especial a sus canciones. La verdad durante las últimas semanas únicamente los he estado escuchando a ellos, porque simplemente después de escuchar a The Kills las demás bandas parecen malísimas, lo que no es para nada cierto, pero es el efecto que provoca The Kills.  Mi rola recomendada es: ¡TODAS! jaja, bueno esta: Sour Cherry.

Blood Red Shoes

blood red shoes
Este si es un dúo sin trampas :) formado por Steven Ansell y Laura-Mary Carter, ambos de Inglaterra y tocan algo como indie rock / alternative rock. Es increíble como sólo dos personas pueden llegar a hacer tan buena música con sólo batería y guitarra. Mi rola recomendada es: HeartSink.

Yo la verdad nunca pensé que una banda pudiera llegar a sonar bien sin bajo, sin embargo ya tengo dos pruebas bastante buenas de que eso no es cierto.